viernes, 27 de febrero de 2015

Pedro Novia de Salcedo y Castaños. Una vida dedicada a los Fueros y al Señorío

Mucha gente nos pregunta por qué recibe esta Fundación el nombre de Novia Salcedo. Lo cierto es que los y las integrantes de NSF tienen infinidad de anécdotas en relación a este tema. En las próximas líneas daremos a conocer la figura de Pedro Novia de Salcedo.

A finales de la década de los setenta  y principios de los ochenta Bizkaia vivió tiempos difíciles. El declive de la industria a orillas del Nervión hacía presagiar lo peor para muchas personas cuyas familias giraban en torno a las empresas que la ría de Bilbao albergaba. Quizás, fuesen los jóvenes quienes más dudaban acerca de las posibilidades de su futuro debido a la realidad económica descrita. Además, la Universidad del País Vasco todavía no estaba preparada para formar academicamente a los alumnos y el tejido empresarial no era como el que actualmente conocemos. Por otro lado, el Estado de Bienestar no estaba ni de lejos asentado y la seguridad que actualmente tenemos, brillaba por su ausencia.

De este modo, un grupo de amigos con Txomin Bereziartua a la cabeza, decidieron formar una entidad que ayudase a solucionar modestamente este tipo de problemas en torno a la juventud. Y no se les ocurrió otro nombre que Novia Salcedo en honor al fuerista del siglo XIX.


Pedro Novia de Salcedo y Castaños (1790-1865)

Situar y contextualizar la vida de don Pedro Novia de Salcedo y Castaños, por cuya memoria se decidió nombrar esta fundación, es una tarea excepcional por el momento histórico que tuvo que lidiar. Fueron tiempos de una dificultad enorme para la Historia de España y, por ende, de las provincias vascas que vivieron el largo proceso liberal entre amenazas de la abolición foral, por ser consideradas privilegios no compatibles con el régimen constitucional. El proceso de construcción liberal, duró todo el siglo XIX en contraposición de la  aparición del mismo en otros países del continente europeo, como fue el caso de la Francia revolucionaria. En España, la introducción del sistema político, social y económico liberal fue un viaje de ida -y en ocasiones de vuelta-, que se forjó a sangre y plomo.

Nacimiento y primeros años de vida política

La vida de Novia Salcedo comenzó en la Villa de Bilbao el 18 de enero de 1790. Nacido en el seno de una familia de noble linaje, sus estudios fueron encaminados a la filosofía en el Colegio de San francisco de Bilbao. No pudo continuar su carrera universitaria por la irrupción francesa en la Península Ibérica tras el tratado de Fontaineblau que firmó Godoy con Napoleón para la invasión de Portugal, aliada ésta última de Gran Bretaña, enemiga acérrima del Emperador francés. Lo que al principio iba a ser un paso franco para las tropas napoleónicas en su camino al país luso, pronto se convirtió en una pesadilla para España pues, el ejército imperial aprovechó la ocasión para ocupar el territorio de su otrora aliada.

Es durante 1808-1814, años en el que España estuvo enfrascada en el oficio de las armas, cuando Novia de Salcedo comenzó su carrera política en el Señorío de Vizcaya. El 24 de enero de 1812, durante la Guerra de la Independencia, fue nombrado Adjunto Responsable del Consejo de Provincia. Ese mismo año, se aprobó en Cádiz la Constitución, conocida popularmente como ‘La Pepa’, al abrigo de una ciudad gaditana que respiró irrefutables aires liberales y, de cuyo resultado emanó una de las constituciones más avanzadas de todo el mundo por aquel entonces. Novia de Salcedo, acorde a su tradición familiar de noble linaje, rehusó aceptar la Constitución y establecerla en la Diputación vizcaína, de bagaje más tradicional que las urbes donde se fecundó el germen liberal en España.

Una vez que las tropas napoleónicas fueron expulsadas de España con la decisiva victoria en Vitoria-Gasteiz, sus servicios fueron nuevamente requeridos tras la vuelta de Fernando VII al trono y, su rechazo frontal a la Constitución de 1812 y, por ende, la vuelta al statu quo anterior a la Guerra de Independencia. Es decir, la vuelta del  monarca plenipotenciario. Así las cosas, en 1815 fue electo Individuo de la Diputación Superior de Sanidad del Señorío, compaginando su cargo con el de Tesorero de la Corporación. Dos cargos de prestigio que dieron a entender de su buen hacer durante los momentos críticos a los que tuvo que enfrentarse la Diputación.

En 1817 resultó elegido tercer Alcalde de la Villa de Bilbao y ejerció como juez ordinario, cargo anexo al de Alcalde, según la legislación foral de la época. Fue comandante en jefe de la Milicia Reglamentaria de Bilbao creada por R.O. de octubre de 1820. El mismo mes en el que Rafael Riego protagonizó un pronunciamiento militar en el campamento donde esperaban las tropas realistas su envío a las colonias americanas, en insurrección desde hacía algunos años con motivo de la “orfandad”, en primer lugar en la que se hallaba Fernando VII tras su “cautiverio” por parte de Napoleón y, posteriormente, fruto del “agravio” que durante “siglos” habían sido objeto los criollos americanos.

Tras el éxito de Riego, Fernando VII tuvo que aceptar a regañadientes la restauración de la Constitución de 1812, impidiendo de esta manera su gobierno absolutista. Tras el pacto de alianzas entre las potencias absolutistas europeas, los 100.000 Hijos de San Luis entraron en España para salvaguardar los intereses reales y, entre 1823-1833 el monarca volvió a tomar las riendas del gobierno absolutista, conocido por la historiografía española como “década ominosa”.

Durante esta década Novia de Salcedo desempeña diversos cargos. Hasta 1824 ocupó también los cargos de Regidor del Ayuntamiento, vocal de la Junta de Pósitos y Panadería y de la de Estudios y Escuelas de primeras letras. Además de sus funciones meramente municipales, también tuvo cargos en la Diputación, siendo elegido Diputado Provincial y desempeñando el cargo hasta 1822 en el periodo constitucional recientemente mencionado.

En 1824 fue Prior del Consulado de Bilbao. De 1825 a 1827 fue Diputado General por el bando oñacino y en 1825-1826 representó al Señorío en Madrid como Diputado en Cortes. Su actuación decidida y resuelta impidió, por el momento, el éxito de los intentos antiforalistas por parte de miembros destacados de la política española pues, a raíz de este periodo, comienza un proceso sin retorno en el que desde Madrid se vio con malos ojos las exenciones a las que las provincias vascas estuvieron legítimamente señaladas según la legislación foral.

Primera Guerra Carlista y la ‘cuestión foral’

 A partir de 1833, los ‘ataques’ desde Madrid a la cuestión foral se vieron exacerbados con motivo del inicio de la Primera Guerra Carlista (1833-1839), cuyo origen se situó en la Ley Sálica que permitió a la hija de Fernando VII entronarse como Reina de España. Novia de Salcedo no tomó parte activa en la guerra debido a su estrecha pertenencia al Señorío, como demostró que entre los primeros años de la guerra fuese nuevamente Diputado General. Sus principales acciones políticas en esta etapa emanaron de la intención de obstaculizar todo tipo de reforma foral que proviniese de Madrid, pues el carlismo tuvo en las provincias vascas su particular bastión, como demostró el hecho de el pretendiente don Carlos  situara su corte ‘ambulante’ por diferentes localidades de la zona.

La tesis que se fue pregonando desde Madrid fue que el encaje constitucional de los privilegios forales era inasumible en la Carta y más, después de que carlismo perdiera la guerra civil.
Novia de Salcedo no tomó parte en la guerra carlista como se ha mencionado. El historiador Javier Pérez Núñez, sostiene que Pedro Novia de Salcedo, si bien al principio de la insurrección carlista sí apoyó a los seguidores del pretendiente, el fracaso de la toma de Bilbao y, la organización paralela de una Diputación vizcaína de corte liberal, empujaron a éste y otros notables de la provincia a alejarse de la causa carlista. Se acogió al indulto promovido por el bando cristino y se retiró el resto de la contienda a Vitoria y, posteriormente, a las Cinco Villas de Aragón. Unido ya indefectiblemente a la política del Señorío, se le encontró nuevamente como Diputado General en el bienio 1833-1835.

La Ley del 25 de Octubre de 1839 marca un punto de inflexión no sólo en la vida de Novia de Salcedo sino también, la de todos los fueristas pues, el abrazo de Vergara entre el jefe de las tropas cristinas y las del pretendiente, Espartero y Maroto respectivamente, se materializó en las Cortes en un texto breve con sólo dos artículos que marcaron la vida política de las provincias vascas para todo el siglo XIX. El primero de ellos y el más famoso recogía que “se confirman los fueros de las provincias vascongadas y Navarra, sin perjuicio de la unidad constitucional”.  Así, al acabar la contienda fue uno de los miembros más notables de la corriente “intransigente”, es decir, aquellos que reclamaban la vuelta del establecimiento de los fueros en iguales condiciones previas a la contienda. Condición única y exclusiva para establecer las negociaciones del “arreglo foral” que desde Madrid se impulsó.

Novia de Salcedo entorpeció cuanto pudo la reforma foral que desde Madrid se intentaba hacer a raíz de la ley de 1839, y en 1841-1843 se le vio nuevamente de Diputado Provincial, precisamente los años en que Espartero fue el hombre más influyente en la política española como Regente del Reino y, el mismo que condenó el pase foral al considerarlo incompatible que, dio pie al “arreglo foral” por parte de la Diputación navarra, conocida importunadamente como “ley paccionada”. Las diputaciones vascas por su parte, decidieron postergar el “arreglo foral” en vista de que los gobiernos liberales duraban poco en Madrid, buscando una mejor ocasión para ello. 

Paralelamente a las idas y venidas del proceso liberal en España, Pedro Novia de Salcedo fue también Diputado General en 1846-1848 y en 1852-1854. Siendo en éste último período cuando en 1852 la Junta General le proclama "Hijo Benemérito de Vizcaya". Pero lo cierto es que bajo este nombramiento subyace una idea, la de la reconciliación social en torno a los fueros por parte de los dos bandos tras el fin de la contienda. De este modo los fueros, también se consideraron una pieza clave para establecer un orden ante la falta de fuerza de Madrid por los constantes derrocamientos de los gobiernos liberales, fruto de la irrupción de los ‘espadones’ en la vida política del país.

Pedro Novia de Salcedo. Intelectual y visionario

A pesar de su completa vida política, Novia de Salcedo también tuvo una faceta intelectual aunque no pudiese cursar estudios superiores con motivo de la guerra de Independencia contra los franceses. Quizás, su obra por antonomasia es la Defensa histórica, legislativa y económica del Señorío de Vizcaya y provincias de Álava y Guipúzcoa. A pesar de que su publicación tardaría años debido a la censura de la época, la obra tuvo el objetivo de contrarrestar la obra del canónigo Llorente, muy extendida entre la clase dirigente de Madrid sobre su visión a la problemática foral.

La obra se divide en cuatro tomos. Los dos primeros comprenden la defensa histórica con un apéndice genealógico de la Casa de los Señores de Vizcaya; el tercer tomo corresponde a la defensa legislativa y el cuarto a la económica. Pero acabada y dedicada a la Diputación de Vizcaya en 1829, no pude ser editada hasta años más tarde.

No fue hasta mediados de siglo XIX cuando apareció la publicación en Bilbao, en pleno momento de apogeo foral protagonizada por Iparraguirre. En esa obra, se plasma lo que Novia de Salcedo llevó a cabo desde las instituciones donde se forjó como político. La defensa de los fueros y su visión de que como la unión de las provincias vascas fue voluntaria a la Corona serían ambos actores mencionados los que decidieran su futuro.

Otra de las facetas de este ilustre bilbaíno fue su visión sobre la activación del comercio interno en Vizcaya y su papel en la incipiente industrialización de la provincia. En los años finales de la década de los 20 del siglo XIX comenzó la especialización siderometalúrgica en el Señorío, frente a la más diversificada industria guipuzcoana. Este hecho vino precedido por la abundancia y calidad del mineral en la provincia y la liberalización para explotarla que se sucedió con la Ley General de Minas en 1825 y el posterior Reglamento de Minería de Vizcaya aprobado el 19 de julio de 1827 en la que Pedro Novia de Salcedo fue una pieza fundamental tanto en su redacción como aprobación.

Atento a los retos que surgieron en el horizonte de la provincia, uno de sus grandes retos fue la modernización de la red viaria del interior y el establecimiento de su sistema de financiación participada proporcional para su sostenimiento –Plan de Iguala-, y el proyecto de trazado de ferrocarril, para agilizar la comunicación con la meseta –que precedió a la idea del Barcelona-Mataró-, que finalmente no pudo llevarse a cabo. El camino de hierro de Bilbao a Burgos por Balmaseda fue presentado a la Diputación en forma de Memoria pero las circunstancias económicas del momento dieron al traste con el plan. De llevarse a cabo, hubiese sido uno de los planes pioneros en España de estas características.

En definitiva, la vida de este “padre de provincia” e “hijo benemérito” fue fruto de los tiempos tan difíciles en lo que tuvo que ejercer su función pública. Una España enfrentada continuamente al oficio de las armas y a la división entre dos modos de ver España. Fue en la Diputación donde procesó el más incondicional de los afectos hacía su Señorío del cual siempre le sirvió de la mejor manera posible a pesar de las extraordinarios circunstancias que tuvo a lo largo del siglo XIX.







miércoles, 25 de febrero de 2015

Un empleo en una organización humanitaria e internacional: ¿una posible salida para un joven titulado desempleado?

No es conveniente estar mucho tiempo seguido en el paro. Para el joven titulado que después de una formación o aprendizaje no encuentra trabajo, y que sin embargo tiene ganas e iniciativa, siente necesidad no solo de ganar dinero sino de ser útil en la sociedad, y no le importa (o tiene ganas de) moverse por el mundo, tiene una salida en un buen número organismos y organizaciones sociales y humanitarias internacionales.

Además, si lo considera solo una etapa en su vida profesional, será siempre un aspecto favorable en su currículo para obtener después otro empleo. Para muchos empleos se tiene muy en cuenta tanto las características y habilidades personales como las competencias profesionales. 


Hace unos días recibí en un correo electrónico del subgrupo voluntarios online de Voluntarios de las Naciones Unidos (UN Volunteers) en LinkedIn, la referencia a un artículo en inglés de Farakh Saeed, un informático pakistaní experto en temas humanitarios, titulado: “¿Interesado en una Carrera Humanitaria? Empieza aquí…” (Más sobre Farakh Saeed aquí). Ha trabajado en misiones con las Naciones Unidas y con la Cruz Roja.

Farakh Saeed escribe: “El campo de lo humanitario y del desarrollo está lleno de oportunidades y desafíos. Este es un sector donde puedes ganar dinero y al mismo tiempo servir a la humanidad y ayudar a otros. Si eres una persona a la que le gusta viajar y hacer expediciones, toma en consideración a este sector.” Y cuenta que la editora de turismo Lonely Planet ha puesto el trabajo humanitario como una de las mejores carreras para viajar por el mundo.

Después de haber pasado por unos procesos y sistemas de reclutamiento en la ONU y en ONGs, Farakh Saeed ha establecido una lista de recursos útiles “para explorar tu próxima oportunidad de una carrera potencial. Espero que te haga ganar tiempo y que te dé un fácil impulso de salida. ¡Buena suerte!”. Empieza con dar una lista de organizaciones de las Naciones Unidas donde puedes buscar. Farak Saeed llama a la ONU “una máquina muy grande de Programas, Fondos, Agencias Especializadas, Comisiones regionales, Mecanismos de Coordinación inter-agencias, y muchas otras entidades” que quedan definidas y referidas en el directorio de las Organizaciones del Sistema de las Naciones Unidas. Y da una lista de 47 organismos con sus páginas web. Algunas son humanitarias y otras no, por lo menos no directamente. Farakh Saeed observa que hay una plétora de modalidades de trabajo en la ONU, tales como contratantes, consultores, trabajo de  largo o corto plazo, etc., y da referencias de algunos sitios web con más información sobre salarios, beneficios, tipos, etc., y la Comisión de Administración Pública Internacional de las Naciones Unidas.


¿Cómo hay que solicitar un empleo en la ONU? Necesitas presentar un documento que describe tu Perfil Histórico Personal (Personal History Profile, PHP). Después de una preselección inicial y un test por escrito, una entrevista sobre tu competencia y chequeo de referencia son las etapas típicas del proceso de contratación. Los tests y las entrevistas se llevan a cabo de forma remota mediante mensajes de correo electrónico, por Skype y por teléfono la mayoría de las veces. Información general sobre el empleo en la ONU hay en el portal United Nations Careers.

Farakh Saeed ha seleccionado también una lista páginas web de 22 ONGs y de otras organizaciones internacionales más conocidas entre las miles que hay, como por ejemplo: Amnistía Internacional, Médicos sin Fronteras, La Cruz Roja, Oxfam, WWF, etc. Como lo hace desde una óptica norteamericana, también cita el portal de Catholic Relief Services que aunque ahora es internacional, inicialmente fue fundada por obispos norteamericanos. Pero no cita a Caritas Internacional. Estas organizaciones necesitan básicamente voluntarios, como es de comprender. ONGs como Médicos sin Fronteras no solo necesitan médicos sino también enfermero/as, nutricionistas, farmacéuticos, científicos de la biomedicina, economistas y profesionales de recursos humanos.



Para no tener que mirar cada x días en cada página web y ver si hay empleos que corresponden a tu perfil, Farakh Saeed ha recopilado también una lista de portales online de empleos humanitarios que en un solo sitio dan información, tanto de la ONU como de ONGs.

lunes, 23 de febrero de 2015

La ambición por el cambio social está anestesiada.

Hoy contamos con un nuevo artículo de "Ícaro" Juanjo Goñi, publicado el pasado fin de semana en el Diario Noticias de Gipuzkoa.

Conforme pasan los años, las opciones de cambio, ante crisis y oportunidades de todo tipo, son mucho menos ricas y todas se concentran en debates de índole económica y escasamente social. Hemos admitido muchos mantras socioeconómicos, que hacen pensar a todos igual con una pequeña diferencia de matices, pero con una reducida ambición de cambio hacia modelos sociales innovadores. Podemos repasar algunos de estos mantras - fórmulas que se pronuncian durante las ceremonias, en los rituales donde los gestos, palabras y pensamientos adquieren su máxima eficacia-, que todos oímos y admitimos. Por su repetición se hacen ciertos y anestesian nuestra capacidad de luchar por otros nuevos objetivos, lo que sería importante superadas ciertas etapas de desarrollo económico como las vividas en los últimos 50 años.

Uno de ellos es que la riqueza de un país se mide en el PIB y en los niveles de deuda pública y privada. Esta deriva hacia lo económico, que ignora otros activos sociales como la cultura, el bienestar, la confianza, la educación y otros más, hace que las aspiraciones personales  y el progreso en lo macro se centre en la economía. Este mantra obedece a una reducción mental de que todos los servicios y actividades que generan activos sociales, dependen de los presupuestos públicos y estos a su vez de los beneficios del trabajo y de las empresas.

Derivado de este pensamiento mantra econométrico se derivan otros también muy frecuentes tales como confundir lo social con lo público. Parece que todos los mecanismos de equidad, de solidaridad, de creación de cultura o de mejora del medio ambiente son responsabilidad del estado, o del aparato público, y que lo privado está para obtener beneficios económicos, a toda costa. Así cuando se nos presenta en los medios de comunicación una empresa importante, se exhibe cuanto ha ganado -retorno a los accionistas- y en absoluto que contribución ha hecho a otros activos sociales de su entorno.
Juanjo Goñi conversa con Begoña Etxebarria y Mercedes Apella en un Seminario Ícaro

Como resultante de esta forma de ver las cosas existe un cuarto poder en la estructura de un estado y sobre los estados, que es poder económico. Los otros poderes el legislativo, ejecutivo y judicial, dependen en sus estructuras y capacidades del poder económico, que determina con sus decisiones las cuentas de un estado, así como las capacidades de acción social y de transformación. Son las reglas de relación entre países en el campo de sus capacidades económicas las que convierten a los estados en prestamistas y deudores, y con ello participes de este mercado global al que todos se refieren.

Otro mantra limitante del progreso social es el camino que sigue la aplicación del conocimiento, la ciencia y la tecnología en la sociedad. La innovación, en la que depositamos la confianza de un futuro mejor, ha llegado para quedarse. Pero el camino elegido por unos y otros es que la tecnología se aplique primero en la economía, y después, y con los recursos del ejercicio de competir comercialmente por el saber entre empresas y países se obtengan recursos para lo social. Si la economía no va, la prestación social se desmorona. Así lo estamos viendo en las economías el sur de Europa y su solución en los ajustes de la mal llamada austeridad impuesta. No se reúnen los ministros de bienestar social o de educación para ver cómo avanzar,  sino los de economía.

La consecuencia política de este mantra es que los partidos de izquierda defienden sorprendentemente el incremento del consumo y el desarrollo urgente de las empresas, para poder luego vender como gran política social el limitado ejercicio de la distribución. Todos coinciden en el mismo camino, y ¿si cómo en el flautista de Amelín, no fuera el correcto?

También tenemos otro mantra en lo que entendemos por “los mercados”. Se trata esta de una economía de un “mercado sin mercaderes ni mercancías”. Para la mayoría, un mercado es un espacio de transacciones de mercancías entre personas que se encuentran el algún lugar durante algún tiempo. Esto que era así hasta hace 40 años incluso en los mercados de intangibles, como el dinero de la bolsa, hoy esta sublimado a través de la tecnología digital. Los ordenadores que sustituyen a los mercaderes y a las mercancías, y que generan una dinámica de operaciones financieras actuando los 86400 segundos de cada día, a millones de operaciones por segundo, de manera sucesiva en todas las bolsas del mundo. Esta economía especulativa supera en miles de veces la economía productiva, que los ciudadanos entienden como “mercados” y obedece a impulsos de movimientos especulativos e información restringida, que vale mucho.

Rodeando todos estos mantras de origen económico, destaca otro que apenas tiene contrarios que es el culto al gigantismo. “Lo grande es bueno” por su capacidad de influencia e impacto sobre lo pequeño. Tan cierto es que “El pez grande se come al chico” como que el virus mata a la ballena. Este mantra del gigantismo como lo mejor, obedece a una cultura histórica de dominio entre individuos, y a la capacidad de acción de lo grande y su eficiencia productiva. Pero a nivel de la persona y de lo social,  lo próximo, lo cercano y lo personal operan justo con los parámetros opuestos del valor de lo pequeño. Sólo hay que pensar en el tamaño de un hospital o una clase de alumnos.

No es fácil deducir a dónde nos llevan estos falsos supuestos que unos y otros comparten sin la menor duda, pero nos anuncia un difícil despertar de esta alta dosis de anestesia, que la economía ha inyectado en los objetivos de desarrollo social. Ni los más avanzados en las propuestas políticas abandonan estos mantras. No hay más que oírles. Y es así porque estos mantras y otros, están muy bien instalados en la educación universitaria, en la gestión de los recursos sociales, en la organización empresarial y en las relaciones del sistema del conocimiento con la innovación y la sociedad. Por ello se perpetúan y se fijan consolidando posiciones, creando leyes y limitando los necesarios debates ante situaciones que requieren abrir horizontes sociales más creativos, fruto de un inminente cambio de época.

Como siempre los cambios vienen desde lo pequeño y estos inicios progresan cuando el conjunto de lo que era entra en crisis. Estamos llegando a este punto, pero necesitamos más despertadores sociales, que construyan nuevos modelos de relaciones y una mayor visibilidad de la decrepitud de lo instalado. Sólo desde esta conciencia de que hay otros espacios posibles, que generen deseo de futuro mejor para los que vienen, los ciudadanos se arriesgan a apostar y a hacer real el cambio, en sus mentalidades, actitudes y comportamientos.


viernes, 20 de febrero de 2015

Jóvenes: ¡En este país!

Mariano José de Larra publicó el 30 de abril de 1833 en La Revista Española un artículo, firmado como Fígaro -uno de sus varios seudónimos-, un texto que ha pasado a la posteridad como uno de sus mejores en materia periodística en la corta vida de este joven escritor. Basta con conocer el dato de que fue el primer cristiano que, tras suicidarse tras sus desamores –en plena época romanticista-, fuera enterrado en un cementerio con el permiso de la Iglesia española, conservadora de los viejos ideales del Antiguo Régimen por aquel entonces. Un ejemplo de la  gran pluma literaria de este autor.

El artículo comenzaba con una introducción haciendo referencia a la necesidad en ciertos pueblos de buscar palabras o frases que fueran difundiéndose y  mutando hasta llegar a usarse sin saber por qué. Una de esas frases era “en este país”, que justificaba constantemente los males que aquejaban entonces a España, que eran muchos y varios pues, el reino estaba en vísperas de una guerra civil y, el proceso liberal no acababa de asentarse con la irrupción en la vida política de varios espadones a través de pronunciamientos, ya fuere de carácter liberal o, absolutista.

Precisamente, esa frase es utilizada en su mayoría por la juventud según Larra, que achaca la mala situación del país y la falta de progreso con esta ‘muletilla’. Larra personifica este malestar juvenil en su amigo ‘Don Periquito’ que critica sin saber todo. Si Don Periquito no almuerza, tiene la habitación desordenada o si escribe un panfleto y no logra venderlo, éste lo achaca al país. Con esta personificación, el autor pretendía en este artículo poner de manifiesto el medio saber de la juventud. Despreciar lo que se tenía intentando aparentar que se conocían cosas mejores. Concluye Larra mencionando que, en su opinión, la gente como Don Periquito que lo critica todo tendría que haber mirado atrás en el tiempo y ver los progresos que se hicieron.

El texto en sí, merece la pena leerlo porque aunque hayan pasado más de 180 años, parece que España no sale de su asombro una vez más y, mantiene la vigencia en los tiempos actuales. Sólo una apreciación, esta vez la juventud, nos hemos cargado de recursos para conocer otros países, otros modelos, gracias a las experiencias que nos permiten las becas Erasmus o herramientas tecnológicas como internet, que ‘empequeñecen’ el mundo y los entresijos que esconde éste. Por ello, ha surgido entre las nuevas generaciones una nueva forma de pensar acorde a los tiempos que el mundo padece y, creo que esta vez, teniendo en cuenta los titulares con los que nos levantamos cada mañana, podemos decir más alto que nunca: ¡lo que no suceda en este país!


“Creo entrever la causa verdadera de esta humillante expresión. Cuando se halla un país en aquel crítico momento en que se acerca a una transición, y en que, saliendo de las tinieblas, comienza a brillar a sus ojos un ligero resplandor, no conoce todavía el bien, empero ya conoce el mal, de donde pretende salir para probar cualquiera otra cosa que no sea lo que hasta entonces ha tenido (…) Éste es acaso nuestro estado, y éste, a nuestro entender, el origen de la fatuidad que en nuestra juventud se observa: el medio saber reina entre nosotros; no conocemos el bien, pero sabemos que existe y que podemos llegar a poseerlo, si bien sin imaginar aún el cómo. Afectamos, pues, hacer ascos de lo que tenemos para dar a entender a los que nos oyeron que conocemos cosas mejores, y nos queremos engañar miserablemente unos a otros, estando todos en el mismo caso.”

martes, 17 de febrero de 2015

Futurework (II)

Continuamos con la segunda parte de la transcripción del Informe “Futurework: Tendencias y Retos para el trabajo en el s.XXI” que ya presentamos aquí. Hoy centrándonos en el reto de cómo mantenerse cualificado, no quedar atascado en la nueva economía:

“Nuestra nación está disfrutando de las altas tasas de crecimiento de la productividad gracias en gran medida a la innovación tecnológica. La continuación de esta tendencia conducirá previsiblemente a unos mayores ingresos y mejores niveles de vida para ayudar a más estadounidenses que necesitan seguridad económica.

Durante la administración Clinton-Gore, se crearon más de 19 millones de nuevos puestos de trabajo, con una tasa de crecimiento de más del doble que en la década anterior. Las industrias de alta tecnología representan un millón de estos nuevos puestos de trabajo. El comercio electrónico generó 300.000 millones de dólares en ingresos el año pasado, lo que lo aproxima al tamaño de la industria del automóvil.

Los salarios medios reales en las industrias de alta tecnología aumentaron un 19 por ciento desde 1990, en comparación con un aumento medio del 5 por ciento para el sector privado en su conjunto. El trabajador medio de alta tecnología cobra el 78 por ciento más que el promedio de un trabajador que no se encuentra en el sector.

Incluso para aquellos trabajadores que no se sientan delante de un ordenador o programan un robot, más y mejor tecnología puede significar una mayor productividad y salarios más altos.

La tecnología también ha cambiado el trabajo tal como lo conocemos. Por ejemplo, la tecnología de asistencia ha abierto nuevas oportunidades para las personas con discapacidad. Desde grandes monitores de pantalla a voz, software de reconocimiento, teclados alternativos y sistemas de telecomunicaciones, la tecnología implica también una eliminación de barreras para las personas con discapacidad.

Pero la tecnología combinada con la agudización de la globalización también presenta nuevos retos. A pesar de que aumenta el número de empleo con alta remuneración, los empleos poco cualificados son cada vez más difíciles de encontrar. La globalización ha hecho que sea más fácil para las empresas elegir los trabajadores poco cualificados en otras partes del mundo. Y la tecnología ha hecho que muchos puestos de trabajo  queden obsoletos en  nuestro país.


Nueva economía, nuevo reto

Todos estos factores han contribuido al aumento de la desigualdad en el mercado laboral de Estados Unidos. Desde finales de 1970 hasta mediados de la década de 1990, la brecha de ingresos entre los asalariados superiores e inferiores aumentó sustancialmente.

Aunque la tendencia de aumento de la desigualdad que se produjo durante casi dos décadas, finalmente comenzó a revertirse finales de 1990, la actual brecha de ingresos es mucho más grande de lo que era hace 20 años. De acuerdo con la Oficina de Estadísticas Laborales, los ingresos reales de los trabajadores en el grupo inferior cayeron un 22% por ciento durante este período.

Algunos trabajadores de mediana edad están perdiendo la seguridad que una vez tuvieron. Durante la primera mitad de la década de 1990, la permanencia en el empleo de los trabajadores mayores de sexo masculino disminuyó. A loos trabajadores desplazados con un nivel formativo mayor les fue considerablemente mejor que aquéllos con menor nivel educativo.

Los trabajadores que deseen subir más alto, necesitan habilidades y entrenamiento para hacerlo.


Las habilidades son el ticket (para el viaje)

En una economía basada en la información y en las competencias el conocimiento implica crecimiento.

Mientras que muchos trabajadores continuarán en ocupaciones que no requieren una licenciatura, los mejores trabajos serán aquellos que requieren una alta educación y formación. De hecho, las 20 ocupaciones con mayores ingresos requieren por lo menos una licenciatura. En todos los sectores económicos las ocupaciones que requieren un título universitario están creciendo dos veces más rápido que los demás.

En 1979, el graduado universitario promedio obtuvo unos ingresos del 38% más que el promedio de graduados de la escuela secundaria. Hoy, es el 71%.

Los salarios reales de los hombres sin educación post-secundaria han disminuido significativamente en los últimos 20 años. Los hombres con sólo un grado de secundaria han visto caer sus salarios en casi una quinta parte mientras que los salarios de aquéllos sin finalizar la secundaria se han reducido en casi un tercio desde 1979.

Dos de cada tres graduados de secundaria van a entrar a la universidad este otoño. Pero no todo el mundo tiene la misma oportunidad. Menos del 10 por ciento de los adultos con discapacidad se han graduado de la universidad, una tasa alcanzada por la población en general, hace 30 años. El porcentaje de adultos con discapacidades que no han terminado la escuela secundaria es más del doble que la de los adultos sin discapacidad.

En 1997, por primera vez, las tasas de graduación de la escuela secundaria para jóvenes afroamericanos y los blancos fueron estadísticamente a la par (86 % y 88 % respectivamente). Los asiático-americanos tienen la tasa más alta, con el 90 %. Las tasas de finalización de la escuela secundaria fueron mucho menores (62%) en los jóvenes hispanos, el segmento de más rápido crecimiento de la población.

Cada día más afroamericanos, blancos e hispanos asisten a la universidad. Sin embargo, los afroamericanos y los hispanos siguen a la zaga en la asistencia a la universidad. Esto significa que estos grupos minoritarios no tienen acceso a muchas de las habilidades y competencias que la educación superior proporciona.

Las competencias incluyen habilidades cognitivas y habilidades de comunicación, así como las credenciales de educación y habilidades relacionadas con el trabajo. En muchos casos, hay un desajuste entre las competencias que los solicitantes tienen y las que los puestos de trabajo requieren.

Una encuesta de 1996 de la Asociación Americana de Gestión de empresas de tamaño medio y grande encontró que el 19% de los solicitantes de empleo carecía de las habilidades necesarias para los trabajos que solicitaban, especialmente en matemáticas y lectura. Ese porcentaje aumentó a casi el 36 %en 1998, reflejando probablemente que los mercados laborales cada vez son más estrictos y  aumenta rápidamente la demanda de competencias.

América no se enfrenta a una escasez de trabajadores, sino una escasez de personal calificado. El reto es invertir en los trabajadores que ya están participando en la fuerza de trabajo, y para identificar e impulsar las capacidades.


Preparados no "jobsolete"

Ya sea mediante el empoderamiento de los trabajadores con las habilidades de vanguardia de alta tecnología o ayudando a los jóvenes al inicio de la carrera profesional, el reto fundamental es dotar a todos los estadounidenses de las herramientas necesarias para tener éxito en esta nueva economía . Tenemos que asegurarnos de que ningún trabajador se convierte en "jobsolete."


La demanda de competencias está provocando cambios en la forma en que algunos sindicatos y empleadores participan en la negociación colectiva. La tecnología y las habilidades necesarias para dominarla están tomando cada vez más espacio en la mesa de negociaciones. En algunas industrias, como las telecomunicaciones, la cuestión no es la seguridad del empleo, sino proporcionar a los trabajadores en activo de oportunidades de educación y formación para adquirir las habilidades que necesitan para mantenerse a la vanguardia en el puesto de trabajo.

Independientemente de su nivel de competencias es esencial un trabajo decente para todos los trabajadores. Nadie que trabaje a tiempo completo debería vivir en la pobreza. El aumento del salario mínimo y la ampliación del Crédito por Ingreso del Trabajo son dos políticas que han ayudado  en este sentido.


La negociación colectiva históricamente también ha jugado un papel importante. En 1998, los trabajadores sindicalizados en general ganaron casi un tercio más que los trabajadores no sindicalizados y tenían más probabilidades de tener seguros de salud y pensiones. Los trabajadores sindicalizados afroamericanos ganan 45% más que no sindicalizados afroamericanos. Los trabajadores sindicalizados suelen tener niveles más altos que los trabajadores no sindicalizados, lo que también contribuye a sus salarios. Además, un estudio de 1997 encontró que la productividad en las empresas sindicadas tenían un 10% más de prácticas de alto rendimiento que las no sindicadas."

miércoles, 11 de febrero de 2015

El Capital Humano es la clave para recuperarse de la crisis

Unas doscientas veces aparecen las palabras “capital humano” en el Informe sobre el Empleo y de los Desarrollos Sociales en Europa 2014, en su cuarta edición anual. Es obvio que no lo podríamos pasar por alto en un blog que se llama “Construyendo Capital Humano”.



En sus 336 páginas el Informe analiza de forma detallada los elementos socio-económicos clave que preocupan a la UE y a sus Estados Miembros, y saca sus conclusiones y medidas a tomar para alcanzar los objetivos de empleo y sociales de la UE en el horizonte 2020.

Mejores aptitudes emparejadas con mejores empleos.  “Invertir en capital humano es crucial para el éxito”, dice Marianne Thyssen, Comisaria para el Empleo, Asuntos sociales y Movilidad Laboral en el prólogo, “El análisis destaca que una inversión más fuerte en aptitudes es vital para la competitividad, el crecimiento sostenido y el empleo. El sector público y el privado tienen papeles complementarios en la provisión de formación y el aprendizaje permanente. Muestra por ejemplo que los países más competitivos en la UE y en el mundo son los donde las empresas más invierten en aptitudes.”  Esto último es una de las conclusiones principales del estudio, que subraya que es preciso invertir en la formación y en el mantenimiento de las aptitudes adecuadas de la fuerza laboral para soportar la productividad, así como el desafío de restaurar la convergencia entre los Estados Miembros.

De los errores se debe aprender. El estudio ha echado una mirada a las lecciones aprendidas de la recesión, para ver que su impacto negativo en el empleo y en los salarios ha sido menor en los países con mercados de trabajo más abiertos y menos segmentados, y con una mayor inversión en el aprendizaje continuo.

Marianne Thyssen comentaba: “La creación de empleo es nuestra mayor tarea y el legado de la crisis lo hace más desafiante. Este análisis deduce que es necesario implementar reformas estructurales así como medidas para soportar el consumo y la demanda. Necesitamos más inversión en las personas para educar, formar y activar aún mejor a los europeos para el mercado laboral. La ofensiva de inversión de la Comisión de Juncker ayudará a conseguir una diferencia real y sustancial en estas áreas cruciales.”

De cara a una población que envejece, pero que disminuye en la UE, la inversión en capital humano es esencial para apoyar la productividad y asegurar un crecimiento rico e inclusivo en empleo en el futuro. El Informe subraya que la inversión efectiva de capital humano requiere no sólo la educación y la formación en las habilidades correctas, sino también los marcos adecuados para ayudar a las personas a mantener, mejorar y utilizar esas habilidades a lo largo de su vida laboral. En este sentido, se necesitan políticas adecuadas para evitar que el capital humano se desperdicie debido a la inactividad o la infrautilización del empleo de las personas.

Por otro lado, un incremento en la oferta de capital humano cualificado debe ir acompañado por un aumento en la oferta de empleos de calidad, con el fin de producir una fuerza laboral más productiva. En cuanto a los futuros retos y oportunidades, el Informe señala que los cambios en curso vinculados a los avances tecnológicos, la globalización, el cambio demográfico y el crecimiento ecológica de la economía deben ofrecer oportunidades para crear empleos de alta calidad, pero también puede hacer que algunas cualificaciones y empleos se vuelvan obsoletos y salarios más polarizados. Por lo tanto, se necesitan políticas proactivas que apoyen la formación permanente, la mejora de la asistencia a la búsqueda de empleo y el diálogo social para prever e implementar innovaciones.


Por último, el Informe también subraya que la restauración de la convergencia socioeconómica es otra tarea importante después de los años de la crisis, especialmente en relación con los 15 Estados miembros del sur y periféricos de la UE. Detrás de la divergencia inducida por la crisis estaba no sólo el tamaño del choque económica, sino también los desequilibrios estructurales que ya estaban presentes antes de la crisis en los países más afectados, como la baja productividad, la falta de inversión en capital humano, las debilidades en su sector bancario y de las burbujas de la propiedad y en sus sistemas de bienestar. El Informe contribuye al debate en curso sobre las formas más adecuadas para restablecer la convergencia, profundizar en la unión económica y monetaria y fortalecer su dimensión social.

martes, 10 de febrero de 2015

La Comisión Europea va a poner mil millones de euros a disposición de los jóvenes desempleados.

La Comisión Europea va a hacer disponibles en el año 2015 mil millones de euros de la Iniciativa del Empleo Juvenil, según comunicado de prensa del 4 de febrero pasado.
Con este cambio se aumentará hasta 30 veces la prefinanciación que reciben los Estados Miembros para impulsar el empleo juvenil – alcanzando a hasta 650.000 jóvenes y que les ayudará a entrar más pronto en el trabajo.
La primera prioridad de la comisión es:
  • Reforzar la competitividad de Europa
  • Estimular la inversión
  • Crear empleos




(Video en inglés sobre la Agenda para nuevas aptitudes y empleos en el horizonte 2020)
El Paquete de Inversión de 315 mil millones de euros, puede crear millones de empleos nuevos – no solo para los jóvenes. Pero aún cuando se creen nuevos empleos es a menudo difícil para los jóvenes entrar en el mercado de trabajo. Es por lo que La Iniciativa del Empleo Juvenil pone el foco en particular en llevar de nuevo a los jóvenes al trabajo o a la formación.


Todos los Estados Miembros se han comprometido con la “Garantía Juvenil”: para proveer a los jóvenes menores de 25 años con una oferta de un empleo de calidad, un aprendizaje o una formación. Este nuevo anuncio de la Comisión puede ayudar a que esta garantía sea una realidad, en línea con el compromiso de la Comisión en su Programa de Trabajo 2015.


Esta propuesta incrementaría la tasa de prefinanciación de la Iniciativa de Empleo Juvenil en su asignación del presupuesto de 2015 de 1-1,5% hasta 30%. Los 20 Estados Miembros que se beneficien de esta iniciativa pueden pues recibir un tercio de la asignación de 3,2 mil millones de euros inmediatamente después de la adopción de los Programas Operacionales. Se pide a los Estados Miembros hacer disponible de inmediato este fondo para los beneficiarios del proyecto, mediante pagos adelantados para proyectos, y esto será controlado de cerca.

La Comisión estima que esta prefinanciación acelerada puede asimismo acelerar el soporte inmediato y llegar a entre 350.000 y 650.000 jóvenes este año; en contraste, al ritmo de la financiación actual este número estaría entre 14.000 y 22.000 jóvenes.

Esta propuesta legislativa debe ahora ser discutida por el Parlamento Europeo y el Consejo, que deben adoptarla antes de que pueda entrar en vigor. (Parece que estaba en el orden del día del parlamento de hoy 10 de febrero)

lunes, 9 de febrero de 2015

Action 2015: No dejemos a nadie atrás!

¿Cómo camina el mundo actual? ¿Estamos lejos o más cerca de lograr un mundo más equitativo para todos y todas? Tras el establecimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio podemos afirmar que se han logrado algunos avances: hemos reducido a la mitad los índices de pobreza extrema y de mortalidad infantil prevenible, y hemos logrado un progreso palpable en la protección de la capa de ozono.

A pesar de ello el mundo no se encuentra en condiciones de acabar con la pobreza, abordar la desigualdad y evitar el peligroso cambio climático. Sin embargo, esta situación puede revertirse. Contamos con las herramientas, el conocimiento y los recursos para vencer nuestros mayores desafíos.

En este proceso el 2015 es un año clave ya que a finales del mismo se realizarán dos importantes cumbres de la ONU que brindarán la oportunidad de hacer realidad cambios de alto impacto.

En la primera, que se celebrará en septiembre, se acordarán nuevos objetivos globales que constituirán el marco para acabar con todas las formas de pobreza, discriminación y desigualdad. La segunda, que se llevará a cabo en diciembre, establecerá nuevas metas en materia de cambio climático: un paso crucial para lograr un planeta más seguro. La suma de estos compromisos debería sentar las bases para abordar los desafíos más apremiantes del mundo.

Por todo ello se ha puesto en marcha un movimiento mundial en el cual desde Fundación Novia Salcedo estamos participando: Action 2015




El objetivo es pedir a los líderes mundiales que se comprometan a acordar los retos que necesita el futuro del planeta y sus habitantes. Debemos acelerar la acción y no dejar a ninguna persona ni ningún país en el olvido. Lo que ocurra en 2015 tendrá un enorme impacto para nuestro futuro. 


En concreto ¿Qué exige Action 2015?


"En septiembre de 2015, los líderes mundiales se reunirán en Nueva York con el fin de acordar lo que debe hacerse para acabar con la pobreza, reducir la desigualdad y proteger el medio ambiente. En diciembre, volverán a reunirse en París para adoptar un nuevo acuerdo sobre el clima que tiene el potencial de lograr un planeta más seguro.

Las decisiones que se tomen en estas dos reuniones ayudarán a dar forma al destino no solo de la próxima generación, sino también de muchas más generaciones venideras. Por lo tanto, es vital que estos planes sean lo más ambiciosos posible. Necesitamos que los líderes asuman la responsabilidad de este desafío y tomen las decisiones adecuadas.

Juntos, como un movimiento mundial de ciudadanos, alzaremos nuestras voces hoy para las generaciones del mañana".


Así a lo largo de 2015, la campaña ofrecerá a todas las personas en cualquier lugar del mundo diversas formas de ejercer influencia en los resultados de estos debates mundiales, que podrían lograr:

El fin de la pobreza en todas sus formas;
El cumplimiento de los derechos humanos fundamentales, abordando la desigualdad y la discriminación;
Una transición acelerada hacia la energía cien por ciento renovable;
Un mundo en el que todas las personas puedan participar y exigir cuentas a sus líderes.

Desde Fundación Novia Salcedo observamos todo este movimiento como un marco fantástico en el que encuadrar nuestro Proyecto Pegasus para la Declaración de la Década del Empleo Juvenil.

Hoy Lunes 9 de Febrero todos/as podemos contribuir con un granito de arena en el proceso, desde Action 2015 nos movilizan a las personas interesadas a mandar mensajes a los líderes internacionales a través del movimiento en Twitter con los hastag #leavenoonebehind y #post2015 . Hagamos que nuestra voz se oiga.

jueves, 5 de febrero de 2015

Futurework (I)

¿Hacia dónde camina el mundo del trabajo? es una pregunta que recurrentemente nos planteamos los servicios de intermediación laboral, los empleadores, los trabajadores y la sociedad en general. Y de cuando en cuando una organización publica un estudio prospectivo que va a sumarse a todos aquéllos que están apuntando que el mundo del trabajo, más específicamente el del empleo por cuenta ajena, está en un proceso de transformación hacia un nuevo paradigma.

Hoy traemos el análisis de un informe, redactado hace ya 15 años y publicado por el Departamento de Empleo del Gobierno de los EEEUU de título “Futurework: Tendencias y Retos para el trabajo en el s.XXI”, del cual traducimos su resumen ejecutivo, y por su longitud los realizaremos en 3 entregas.

Merece la pena traer al Blog esta investigación, a pesar de no ser reciente, ya que nos permite observar cómo la reconfiguración de los mercados laborales no ha sido únicamente fruto de la crisis sino que responde a un cambio de paradigma que ya se inició hace mucho tiempo pero que fruto de la crisis ha puesto sobre la mesa la urgencia de plantear el futuro del trabajo.

Veamos que nos cuentan desde el otro lado del Atlántico:

“Quizás el mejor lugar para obtener una visión del futuro del trabajo es la prensa. No en portada sino en los anuncios clasificados.

Algunas décadas atrás los empleadores buscaban mecanógrafos, telefonistas, reparadores de mimeógrafos y ascensoristas. Los periódicos incluso tenían listas separadas de empleo para mujeres y hombres.

Hoy los clasificados buscan webmasters. Y muchos buscadores de trabajo ya no recurren a las páginas de anuncios sino a las páginas Web. 

Hace tan sólo unas décadas, las revistas de negocios celebran las últimas innovaciones en equipamiento de oficina como máquinas de escribir eléctricas y dictáfonos. Hoy en día han sido sustituidos por teléfonos digitales y PDAs.


Estamos viviendo en un mundo que pocos podrían haber imaginado hace 50 años. ¿Cómo serán los lugares de trabajo y los empleados dentro de medio siglo?

Podemos empezar a abordar esta cuestión mediante el examen de dónde hemos estado, dónde estamos y hacia dónde vamos. Eso es lo que Futurework: tendencias y desafíos para el trabajo en el siglo 21 pretende hacer.

Está diseñado para informar a responsables políticos, académicos, empresarios, trabajadores, sindicalistas,… para provocar y estimular el diálogo.

Estamos viviendo en una nueva economía impulsada por la tecnología, alimentada por la información, e impulsada por el conocimiento. Y estamos entrando en el nuevo siglo con una oportunidad de nuestro lado.

La economía estadounidense es la más fuerte en una generación, tal vez en la historia. El desempleo es el más bajo en 30 años. Hemos creado más de 19 millones de empleos desde que el presidente Clinton y el vicepresidente Gore entraron en el despacho oval. Los salarios han aumentado, la productividad está aumentando y la inflación está bajo control.

Pero en medio de esta prosperidad viene la preocupación. Las familias están trabajando más duro. Los padres corren contra el reloj. Según la Oficina de Estadísticas Laborales, los salarios reales cayeron a lo largo de la década de 1980 y principios de 1990, y recientemente han recuperado su valor medio a partir de 1980. Algunos estadounidenses no han podido incorporarse al mercado laboral. Y los trabajadores jóvenes y de edad se preguntan si tienen los conocimientos necesarios para mantenerse a la vanguardia del mercado.

Incluso en la dinámica económica de hoy en día, hay algunas cosas que siguen siendo importantes. Hay tres pilares que proporcionan estabilidad en las vidas de los trabajadores:
El aumento de la seguridad económica durante toda la vida, de tal manera que un trabajador pueda tener comida en la mesa, un techo sobre la cabeza; la atención de la salud cuando es necesario, y un ingreso seguro para la jubilación.

Conciliación laboral y familiar: los recursos y el tiempo para disfrutar de la vida familiar y satisfacer las necesidades de los niños y padres que envejecen.

Los lugares de trabajo seguros y justos, libres de riesgos para la salud, de discriminación y otras prácticas laborales desleales.

La capacidad de los trabajadores para satisfacer estas necesidades será determinado sustancialmente por cambios importantes en el lugar de trabajo y la fuerza laboral de hoy y mañana. Estos cambios incluyen:

Diversidad

Para 2050, se espera que la población de Estados Unidos aumente en un 50 por ciento, y los grupos minoritarios representan casi la mitad de la población. La inmigración representará casi dos tercios del crecimiento de la población de la nación. La población de personas de edad avanzada se espera que se duplique. Una cuarta parte de todos los estadounidenses será de origen hispano. Casi uno de cada diez estadounidenses será de origen asiático o de las islas del Pacífico. Y más mujeres y personas con discapacidad se incorporarán al mercado laboral.

Tecnología

El uso de ordenadores e Internet en los lugares de trabajo serán más habitual y su uso aumentará radicalmente. La influencia de la tecnología irá más allá de los nuevos equipamientos y la velocidad de las comunicación, el trabajo y las compentencias serán redefinidas y reorganizadas por esta realidad.


El aumento de la competencia mundial seguirá afectando el tipo de trabajo que se realiza en los lugares de trabajo estadounidenses, creando nuevos puestos de trabajo de alta cualificación y la disminución de la demanda de trabajo de baja cualificación. El impacto de la globalización en todos los estadounidenses seguirá creciendo a medida que más partes de la economía estarán involucradas en la producción de las exportaciones o en competencia con las importaciones.



Las familias trabajadoras continuarán buscando estabilidad en medio de estos cambios dinámicos en la economía y la población. Hay tres grandes retos para el mercado laboral del futuro:

1. El reto de mantenerse cualificado, no quedar atascado en la nueva economía: la tecnología y la globalización abren más oportunidades para aquellos que tienen acceso a las herramientas para construir sus habilidades, pero reducen la oferta de puestos de trabajo de gama baja.

2. El reto de la flexibilidad y familias: los empleadores buscan más flexibilidad para competir en el mercado global y los trabajadores más oportunidades de pasar tiempo con sus seres queridos.

3.El desafío del destino y la diversidad: los empleadores contratarán a partir de un grupo más diverso de los trabajadores en el futuro, creando nuevas oportunidades de crecimiento económico, pero también aumentando el potencial de la persistente discriminación y la desigualdad."

Continuaremos profundizando sobre estos tres retos en la próxima entrada.