martes, 28 de mayo de 2013

Educar es contribuir a la formación de personas libres y responsables (UNESCO)

Federico Mayor Zaragoza, ex director general de la Unesco, opina  estos días en diferentes medios de comunicación que la reforma de la ley de educación, la llamada Ley Wert, es un retroceso sobre lo conseguido. Actualmente encabeza una plataforma, Stop Ley Wert, promovida desde asociaciones de profesores y universitarios contra la reforma educativa impulsada por el Gobierno (LOMCE), porque como español comprometido no puede quedarse como mero espectador.
 
 
 
Como ex director de la Unesco, Mayor Zaragoza antepone la Declaración Universal de los Derechos Humanos a evaluaciones como el informe PISA. Y destaca que, a pesar de considerarse creyente, está en contra de la religión como asignatura. Porque la Declaración Universal de los Derechos Humanos establece que los niños deben estudiar las creencias e ideologías que sus padres decidan hasta su emancipación, sin que estén obligatoriamente impuestas por el sistema escolar. La religión, por tanto, no debe de ser una disciplina. Tampoco le parece bien que se sustituya "Educación para la Ciudadanía" por otra asignatura y que la alternativa a la religión sean los valores, porque los que estudian religión entonces no estudiarán valores.

Como doctor y catedrático, recomienda escuchar más a los educadores, los maestros, los profesores y menos a los políticos. Se les debería consultar a quienes llevan 25 o 30 años dedicándose a la enseñanza y dejarnos de informes PISA. El sistema de evaluación nacional que pretende el ministro Wert no le convence. Se puede evaluar bien a un niño que sepa muchas matemáticas, pero quizá sea un maleducado. Una cosa es saber inglés o matemáticas -materias que se evalúan en los informes PISA, que no dejan de ser informes de instituciones económicas como la OCDE- y otra es estar bien educado. La Unesco dice que educar es contribuir a la formación de personas libres y responsables. Educado es el que actúa por sí mismo, en función de sus propias reflexiones, el que puede expresarse libremente. Los políticos hablan del informe de la OCDE, pero Zaragoza prefiere centrarse en la Declaración Universal de Derechos Humanos o en la Convención Internacional de los Derechos del Niño.
 
Como científico que es, Mayor Zaragoza no acepta que le digan que la ciencia es de izquierdas o de derechas. Educación, salud y ciencia deberían quedar fuera de la actuación de los partidos políticos. Y esta ley, en su opinión, es una ley confesional, que segrega y que discrimina. Con la LOMCE se elegirá a los directores casi a dedo y se financiarán los colegios que diferencien a su alumnado por sexos.
 
Si esta ley sale tal y como está ahora, yo tengo objeción de conciencia, asegura el que fue ministro de Educación y Ciencia. Esta ley es pura ideología y Federico Mayor Zaragoza cree que ésto no es bueno para un país. La Ley Wert pretende adoctrinar, concluye.  

1 comentario:

  1. Un post genial y que comparto desde la primera palabra. La formación es vital en nuestra vida para intentar ser conscientes de lo que nos rodea, algo básico para el ser humano

    ResponderEliminar